Turismo de Zaragoza
  Estás aquí:  Inicio»Zaragoza Provincia»Entorno Natural»Embalses y Lagunas en la Provincia de Zaragoza

La Provincia de Zaragoza, El Cuarto Espacio

Embalses y Lagunas en la Provincia de Zaragoza

Canal de Tauste

Los antecedentes históricos del actual Canal de Tauste se remontan al año 1252, cuando el Rey de Navarra Teobaldo I otorga una concesión para sacar aguas del río Ebro mediante la construcción de una presa y la excavación de una acequia a la Orden de San Juan de Jerusalén y a las villas de Cabanillas y Fustiñana.

Cascada la Requijada

La cascada La Requijada de Nuévalos un hermoso y espectacular salto de agua a los pies del cual encontramos un lago para darnos un apacible baño.

Embalse de la Tranquera

El pantano de la Tranquera recoge sus aguas del río Piedra, que tras rodear en su trayectoria una montaña conocida como El Espolón, desemboca en el embalse a los pies de Nuévalos. Fue construido en el año 1959, inundando parte del pueblo y las mejores tierras de cultivo, reduciendo en dos tercios la población.

Embalse de las Torcas

El río Huerva atraviesa el término municipal de Tosos prácticamente de sur a norte, pero aguas arriba del casco urbano el caudal del río se acumula y embalsa en el pantano de las Torcas, se trata del pantano más importante de los dos que existen en el río y debe su nombre al lugar en el que fue ubicado, Portillo de Torcas.

Embalse de Mequinenza

La presa construida en Mequinenza, por concesión a la empresa Enher del aprovechamiento hidroeléctrico integral de un tramo del río Ebro en 1955, dio origen a un gran embalse de 1530 hectómetros cúbicos, con una longitud de unos 110 km y unas costas interiores de alrededor de 500 km.

Embalse de Ribarroja

El Embalse de Ribarroja en el río Ebro se extiende desde Ribarroja de Ebro (Tarragona) hasta Mequinenza, un entorno natural de gran belleza donde, la pesca de ocio forma parte de la actividad junto a las actividades náuticas, que impresiona por su tranquilidad y sosiego y es un paraje virgen que muestra los matices de su vegetación.

Embalse el Bolaso

El embalse del Bolaso está localizado a unos 5 kilómetros de Ejea, en dirección a Sádaba. Es una laguna que se encuentra circundada por 50 hectáreas de pino piñonero y carrasco, además de ciprés macrocarpo, algunos chopos y sauces. Su ubicación, servicios y prestaciones han convertido este lugar en un centro lúdico muy visitado

Estanca del Gancho

La estanca del Gancho de Ejea de los Caballeros, es un humedal impresionante y en ella se puede practicar la pesca de perca, carpa y madrilla. Es también una zona de cría de anátidas, donde si la suerte acompaña, se observan negras fochas y ánades reales, los más abundantes, junto al pato cuchara.

Estanca del Sabinar

La estanca del Sabinar se encuentra cerca del pueblo de El Sabinar. Es una estanca de pequeñas dimensiones, rodeada de un extenso pinar que sirve de área recreativa. Cuenta con un lugar cubierto a modo de refugio, mesas, bancos, e incluso, una barbacoa junto a la orilla.

Laguna de Gallocanta

La Laguna de Gallocanta es una formación endorreica de agua salada, pervivencia de un mar interior de hace miles de años en la depresión del Ebro, que se encuentra ubicada en una gran cubeta del Sistema Ibérico a 990 metros sobre el nivel del mar, con una alimentación subterránea de agua como lo demuestra su salinidad.

Laguna de la Estanca

La Estanca de Borja es una laguna dedicada a embalse de riego y zona de protección de aves migratorias. Está situada a unos 4 Km. de Borja. Se llega a través de una pista que empieza en la carretera de Frescano, cerca del polígono ganadero de Borja.

Lagunar de las Saladas

El complejo lagunar de las Saladas de Chiprana comprende la Salada de Chiprana con sus playas y las comunidades vegetales asociadas, la Salada de Roces con su orla de carrizal y de tamarices, el Prado del Farol y sus comunidades de vegetación húmeda, el olivar y los regadíos tradicionales, así cómo enclaves de paleocanales y laderas con roquedos y matorral.

Lagunazo del Moncayuelo

El Lagunazo del Moncayuelo de Ejea de los Caballeros es uno de los núcleos de mayor interés ecológico de Aragón. Viven y transitan en el lagunazo una larga lista de aves protegidas: el fumarel común, la garza real, el aguilucho lagunero, el alcotán, el cernícalo, el autillo, el carricero tordal, el ruiseñor bastardo, etc.

Mar de Aragón

El Mar de Aragón, remanso del Ebro que provocó la construcción de la presa de Mequinenza, por concesión a la empresa Enher del aprovechamiento hidroeléctrico integral de un tramo del río Ebro en 1955, dio origen a un gran embalse de 1530 hectómetros cúbicos, con una longitud de unos 110 Km. y unas costas interiores de alrededor de 500 Km.

Pantano de Mezalocha

El embalse de Mezalocha se encuentra sobre el cauce del río Huerva, configurado en una gran depresión rocosa aguas arriba del pueblo de Mezalocha. Se construyó en el año 1906 por el Sindicato de Riegos de este municipio como culminación de un largo proceso que arranca de finales del siglo XVII, y es uno de los más antiguos de la provincia.

Pantano de San Bartolomé

El pantano de San Bartolomé de Ejea de los Caballeros es un pantano de grandes proporciones, que carece de vegetación arbórea en sus orillas, a excepción de algunas repoblaciones de pinos y cipreses. Es lugar de descanso e invernada para un buen número de ellas, como el ánade real, pato cuchara, porrón o moñudo.

Pantano de Valfuén

El Pantano de Valfuén de Sádaba conforma un bello paraje clasificado como zona de especial protección de aves, que permite al visitante la práctica de deportes acuáticos, pesca senderismo y paseos en bicicleta.

Pozo Pígalo

El Pozo Pigalo, situado a unos siete kilometros de Luesia, es una enorme poza natural de aguas limpias. En este paraje natural, accesible en coche por una pista de tierra que remonta el río Arba de Luesia a lo largo de 8 kilómetros, encontramos enormes pozas de agua inmaculada, cascadas, praderas y pinares.

Saladas

La gran llanura de Monegros, entre Sástago y Bujaraloz, alberga un conjunto de lagunas salinas y temporales único en toda Europa. Estas lagunas se inundan tras las lluvias, pero permanecen secas la mayor parte del tiempo, especialmente en verano, debido a la evaporación, quedando cubierto el fondo de la laguna de una costra salina blanca característica.

Salinas

Las Salinas de Nuévalos son unas salinas de remoto origen en magnífico estado, de gran belleza plástica y posibilidades de uso turístico.

Aviso Legal | Mapa Web | Pagina de Inicio | Agregar a Favoritos
© 2007-2016 ¤ José Antonio Cabetas Aliaga. Reservados todos los derechos. Optimizado para 1024 x 768 píxeles
http://www.cabetas.org