Turismo de Zaragoza
  Estás aquí:  Inicio»Zaragoza Provincia»Patrimonio Histórico»Yacimientos Arqueológicos»Piquete de la Atalaya (Beligiom) en Azuara

La Provincia de Zaragoza, El Cuarto Espacio

Piquete de la Atalaya (Beligiom) en Azuara

El yacimiento del Piquete de la Atalaya de Azuara, situado junto al río Cámaras, en dos grandes montículos con fuertes acantilados hacia el río y separados por un barranco por donde discurre la carretera de Azuara a Moyuela, partiendo ésta el yacimiento en dos.

Los restos aparecidos en superficie, además de los escasos vestigios de estructuras urbanas, indican la presencia de un área arqueológica de gran extensión, identificada como la ciudad celtibérica de Beligiom.

Aunque desconocemos los orígenes exactos de la ciudad, posiblemente situados a fines del siglo III o comienzos del II a.C., el máximo esplendor de la misma debió producirse entre los siglos II-I a.C., momento de su máxima expansión político-económica y urbana.

En este sentido hay que destacar la aparición de todo un barrio bajo, situado al pie de los cerros y extendiéndose hasta el río. Las catas arqueológicas realizadas han aportado, no sólo esta expansión urbanística hacia el llano, sino también parte del urbanismo y mo domésticos de la propia ciudad de Beligiom.

Los sectores excavados permitieron estudiar una sección de este barrio bajo, sepultado bajo una capa de dos a cuatro metros de gravas, producto de un proceso geomorfológico de arrastre y erosión-acumulación de laderas, producido con posterioridad a la destrucción violenta de la ciudad y que ha permitido la conservación de los restos muebles e inmuebles en unas condiciones privilegiadas. En dicho corte se apreciaban distintos restos constructivos, como balsetas, almacenes, vasares, silos y muros correspondientes a un área industrial y doméstica.

En esta zona se han documentado varias casas adosadas por sus muros medianiles con una altura conservada de más de dos metros. Dichas casas tienen una planta con tendencia rectangular alargada, con anchuras que van entre los tres y cuatro metros, muros con basamentos de tres o cuatro hiladas de piedra y el resto en adobe o tapial. Una de estas casas está muy bien conservada, con un nivel de destrucción por incendio de gran potencia (2 m.), suelo de tierra apisonada y banco corrido, con vasar cerámico en el que se recuperó parte de un interesante ajuar doméstico, compuesto por una serie de piezas cerámicas objeto del trabajo de restauración que ahora se presenta.

Entre las piezas recuperadas hay que destacar un kalathos con decoración geométrica, vegetal y zoomorfa en la que aparecen ciervos, lobos, buitres, palomas y una liebre que sigue mo presentes en la ciudad de Azaila. Además de éste, apareció otro kalathos de gran tamaño con bandas horizontales pintadas, una gran pátera de Campaniense B forma Lamboglia 7 con decoración de ruedecilla en el fondo, grapas de plomo y grafito ceItibérico con el vocablo T A, un plato en pasta indígena imitando la forma Lamboglia 5, una dolia de mediano tamaño y decoración pintada de bandas horizontales, además de una jarra de tipología romana en cerámica común, restos de otra dolia de gran tamaño y de diversos ejemplares cerámicos.

Este nivel de destrucción, así como los materiales recuperados, pueden fecharse en el primer tercio del siglo I a.C., coincidiendo el final de esta ciudad con las guerras sertorianas, momento en que otras ciudades también fueron destruidas. La fecha exacta de la destrucción debe situarse entre los años 85-77 a.c., coincidiendo con las alteraciones documentadas en todo el valle medio del Ebro.

Una de las piezas más importantes aparecidas en este yacimiento es el casco de bronce del s.I a.c. perteneciente a la cultura romana, se trata de una pieza en muy buen estado de conservación. Presenta la forma de un casquete casi hemisférico, con una visera posterior en forma de media luna, que actúa de guardanucas. La aparición de esta casco, clasificado como tipo Montefortino C, demuestra una vez más la relación de esta pieza en el final violento de la ciudad de Beligiom, durante las Guerras Sertorianas, del mismo modo que la abundancia de proyectiles de honda confeccionados en plomo, incide en estos sucesos que pusieron el final de esta ciudad celtibérica.

Principales referencias consultadas:  Páginas del Ayuntamiento y de la Comarca,  Zaragoza Turismo (DPZ)Red AragónGran Enciclopedia Aragonesa y  Wikipedia.

Datos de Contacto

Nombre
Piquete de la Atalaya (Beligiom)
Situación
 
Localidad
Azuara
Cronología
 
Grupo
Yacimientos Arqueológicos
Aviso Legal | Mapa Web | Pagina de Inicio | Agregar a Favoritos
© 2007-2016 ¤ José Antonio Cabetas Aliaga. Reservados todos los derechos. Optimizado para 1024 x 768 píxeles
http://www.cabetas.org