Patrimonio Natural en la Provincia de Zaragoza
Parque del Monasterio de Piedra
Canaan bajo licencia CC BY-SA 4.0

Patrimonio Natural en la Provincia de Zaragoza

OCT 27, 2016 / POR Administrador

Los Pueblos de la Provincia Zaragoza ofrecen una gran variedad de espacios naturales en los que disfrutar del contacto con la naturaleza: atractivos parques naturales, parques de recreo para disfrutar en familia, extensos embalses de agua donde practicar la pesca o los deportes acuáticos, sierras para hacer senderismo o para recorrerlas en bicicleta, y bellos rincones en los ríos donde practicar el baño.

El río Ebro actúa como eje vertebrador de la provincia de Zaragoza, recorriéndola en dirección noroeste-sureste, desde que entra en la provincia por Novillas hasta que sale por Fayón.

El Galacho de Juslibol, antiguo meandro abandonado del Ebro, es el último galacho creado por el río a principios del año 1961, cuando se produjo la mayor inundación del siglo XX, y las aguas ya no volvieron a su antiguo cauce.

La Laguna de Gallocanta es una gran depresión de tipo endorreico-estepario, formada a finales del terciario y desarrollada durante el cuaternario, entre las comarcas del Campo de Daroca y del Jiloca, sobre una planicie del sistema ibérico a mil metros sobre el nivel del mar. La laguna es lugar de invernada y zona de paso de muchas aves migratorias, especialmente de las grullas.

El complejo [_chip-lagunar-de-las-saladas_] de Chiprana está formado por la Salada de Chiprana, única laguna endorreica salina de aguas permanentes profundas, y varias más pequeñas y de aguas temporales.

Uno de los atractivos de la comarca del Comarca del Bajo Aragón-Caspe es el Mar de Aragón, nombre con el que se conoce al Embalse de Mequinenza construido sobre el cauce del río Ebro, al igual que el Embalse de Ribarroja en Fayón, en ambos se puede practicar la pesca y otros deportes náuticos.

Pero existen otros embalses en la provincia en los que se pueden practicar la pesca y los deportes náuticos: el Embalse de las Torcas y el Embalse de Mezalocha en el Campo de Cariñena; el [_eje-embalse-el-Bolaso_] y la Estanca de El Gancho en las Cinco Villas; o el Embalse de Maidevera en la del Aranda.

En Nuévalos se localiza una de las más preciadas joyas naturales de la provincia, el Parque Natural del Monasterio de Piedra, donde la corriente del [_rio-piedra_] ha modelado la roca durante milenios, formando asombrosos lagos, grutas y cascadas, que se rodean de densos bosques de ribera, y de un ecosistema particular, de acusada diversidad biológica.

En el Campo de Belchite podremos conocer las estepas, parajes naturales moldeados por la acción del viento y la lluvia, y visitar la Reserva Ornitológica del Planerón, donde conoceremos las aves esteparias.

El Parque Natural del Moncayo es un espacio natural protegido, que se extiende por las comarcas de Aranda, Campo de Borja y Tarazona y el Moncayo., haciendo de frontera entre la meseta castellana y el valle del Ebro. La cumbre del Moncayo, o Pico de San Miguel, con una altura de 2.315 metros, es la cima más alta del [_sistema-iberico_].